logo solo

El pasado día 23 de octubre se publicó la noticia de que el Tribunal de Cuentas había remitido a la Sección de Enjuiciamiento la denuncia presentada por el Partido Popular sobre presuntas irregularidades en la ejecución de la obra del paso inferior de la A-6.

El equipo de gobierno de Vecinos por Torrelodones, ante la inminencia de las elecciones del año 2015, accedió a que la empresa licitadora modificara la ejecución de la obra con un posible ahorro de 400.000 euros.

(Recordamos que lo mismo ha sucedido con el contrato del campo de rugby, que ha sufrido una modificación después de haber sido adjudicado. También hay elecciones a la vista). (Ver nota de prensa “Pleno al quince”)

Esta sería la tercera ocasión en la que el equipo de gobierno de Vecinos por Torrelodones se encuentra siendo investigado por temas judiciales en poco tiempo, ya que tienen también pendiente una querella por presunta prevaricación y falsedad en documento público,  en el Juzgado de Instrucción número 1 de Collado Villalba por la compra del edificio conocido como Villa Fabriciano con la intención de convertirlo en Biblioteca y Sala de Estudios y una denuncia presentada por Confluencia Ciudadana por presunta malversación de caudales públicos y que el Juzgado de Instrucción Número 2 de Collado Villalba admitió.

Conviene recordar que antes de que la compra  de Villa Fabriciano se llevara a cabo, el equipo de gobierno fue advertido en varias ocasiones por Confluencia Ciudadana de  que ese edificio presentaba irregularidades con respecto a las Normas Subsidiarias y que no era conveniente para el Ayuntamiento incurrir en una posible prevaricación. (Ver http://www.confluenciatorrelodones.com/capitulo-8-biblioteca-municipal/)

No obstante,  Vecinos por Torrelodones siguió adelante con esta adquisición, haciendo posteriormente una modificación de las Normas Subsidiarias para dar cobertura legal a su decisión.

Hasta donde sabemos, esta querella sigue adelante en el Juzgado.

Posteriormente, a principio del año 2018, el Juzgado de Instrucción nº 2 de Collado Villalba nos notificó que incoaba diligencias previas con ocasión de la denuncia que Confluencia Ciudadana interpuso contra los miembros de la Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Torrelodones, esto es, la alcaldesa y siete concejales de VxT, por presunta malversación de caudales públicos, debido a que, a pesar de que Confluencia Ciudadana advirtió repetidamente sobre la necesidad de aplicar el canon correspondiente a la empresa suministradora de máquinas expendedoras de bebidas y aperitivos instaladas en espacios públicos, como mandan las ordenanzas,  la Junta de Gobierno persistió en su intención de ofrecer el uso privativo de estos espacios de manera gratuita a dicha empresa. (Ver  http://www.confluenciatorrelodones.com/confluencia-ciudadana-denuncia-presunta-malversacion-caudales-publicos-torrelodones/

Así pues, nos encontramos con que en los dos últimos años de este mandato de Vecinos por Torrelodones, gobernando en mayoría, se les acumulan las denuncias en los juzgados por supuestos delitos de diversa índole.

Estos políticos (que afirman no serlo a pesar de cobrar sueldos más que sustanciosos desde hace casi doce años por ejercer como tales), llegaron al Ayuntamiento asegurando que iban a cambiar las cosas, que otra manera de hacer política es posible; pero al final, su forma de hacer política ha acabado en los juzgados, y  será la justicia quien finalmente determine en qué ha consistido esta “manera de hacer política” de Vecinos por Torrelodones.